Home » Destacado » No existen condiciones financieras para reestructurar la deuda en Veracruz

No existen condiciones financieras para reestructurar la deuda en Veracruz

Entre lo utópico y lo verdadero

Por Claudia Guerrero Martínez

22 de agosto del 2019.

 

No existen condiciones financieras para reestructurar la deuda en Veracruz

**Las visitas de Portilla  Vázquez a la Ciudad de México

 

Tajante, el experto en temas económicos, docente  y académico, el Doctor Hilario Barcelata Chávez, da un diagnóstico de las finanzas en Veracruz, pero además, advierte no existir condiciones financieras para la reestructuración de la deuda en el estado… Y en su  boletín número 133, del Observatorio de las Finanzas Públicas, avalado por la Universidad Veracruzana, hace una descripción rigurosa de los impedimentos para ejercer esta nueva reestructuración, con base a estudios que se realizaron, con la colaboración de la Facultad de Economía de la UV….

 

Según sus descripciones,  asegura:  “Para llevar una nueva reestructuración de la deuda pública del estado, se requiere que existan condiciones favorables en el mercado financiero del país, mejores que las que prevalecían en 2017, cuando el gobierno anterior llevó a cabo una exitosa reestructuración. Esa condición no se cumple”…

 

Hilario Barcelata explica que la  reestructuración de la deuda pública realizada en 2017 por el gobierno de Miguel Ángel Yunes, consistió en 10 créditos que se adquirieron con diferentes bancos, por un monto de $37,999.9 millones de pesos (mdp). La Tasa de interés promedio que se obtuvo para estos créditos (la llamada Tasa Efectiva) fue de 8.73 por ciento. Esta tasa se calcula a partir de la “Tasa de Interés Interbancaria de Equilibrio” (TIIE) vigente al momento de empezar a disponer de los recursos obtenidos por el préstamo, a la que se añade una “Sobretasa” determinada por el criterio que las empresas calificadoras otorgan a esa deuda….La TIIE promedio aplicada a los créditos reestructurados fue de 7.62 por ciento, mientras que la Sobretasa promedio aplicada fue del 1.1 por ciento lo que definió una tasa promedio para los créditos reestructurados de 8.73 por ciento. En la regla se lee así: 7.62% + 1.1% = 8.73%…

 

Con base a datos del Banco de México, en agosto del  2019, el TIIE se cotiza en 8.43 por ciento, en comparación del 7.62 por ciento, del 2017… Es por eso que advierte Barcelata Chávez: “Hoy no existen condiciones favorables en el mercado financiero para una restructuración. Las tasas de interés se han venido incrementado de manera considerable en los últimos dos años, por lo que, para el mes de agosto del 2019, la TIIE registra un valor promedio mensual de 8.43 por ciento”…

 

Si se compara este valor actual de la TIIE con el que se tomó como base para la reestructura de 2017, resulta que hoy,  esta tasa es mayor en 0.81 por ciento. Considerando que la tasa de interés es el precio del dinero en el mercado financiero, entonces se puede decir que el dinero que hoy circula es más caro que el obtenido para reestructurar la deuda en 2017. Por ello, si hoy se contrataran créditos para reestructurar la deuda, se tendría que hacer a ese precio más elevado, lo cual, afectarían las finanzas y  la economía en el Estado…

 

Pero al Gobierno de Veracruz  no le interesa esta disyuntiva, pues de contratar nuevos créditos, con el aumento del valor de la TIIE, así como el aumento de una sobretasa que hacen los bancos, incrementando el valor de los créditos de un 0.7 por ciento, con base a la normatividad establecida por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, relativa a los llamados Ponderadores de Riesgo, considerando la calificación que tiene la deuda en Veracruz, en sumatoria, sería de 9.13 por ciento, siendo un aumento de 0.40 por ciento superior a la que actualmente  tiene la deuda en el estado…  En otras palabras, en lugar de pagar menos intereses, se estaría pagando más…

 

Y cita un ejemplo de lo que se pagaría más: “Un ejercicio simple, muestra el costo adicional que tendría la reestructuración debido a una tasa más alta. Siendo la deuda que se quiere reestructurar de un valor de $41,769 mdp, con la tasa de interés actual, paga un interés promedio anual de $3,634 mdp; sin embargo, con la tasa que se obtendría en la nueva restructura, el interés a pagar anualmente sería de $3,814 mdp, es decir, habría un costo adicional de $180 mdp anuales. Esto significa que, al finalizar su mandato, el actual gobierno, en lugar de generar ahorros, habría hecho erogaciones adicionales por un monto de $900 mdp más $1,044 mdp que habría que pagar por la realización de todos los trámites de la reestructuración. Es decir, un total de 1,944 mdp que se gastarían innecesariamente”…

 

Es indignante,  que con base a un estudio acucioso por parte del   Observatorio de Finanzas Públicas de la UV, el Gobierno de Cuitláhuac García no toma en cuenta lo antes expuesto, pero además de la reestructuración propuesta por el Gobierno Estatal, también  aumentará el valor actual de la deuda pública porque el Congreso de Veracruz, además de autorizarle la contratación de deuda por $41,769.3 mdp para llevar a cabo la reestructura, le ha autorizado adicionalmente lo siguiente:

  1. La contratación de otro crédito por $996.8 millones de pesos para constituir los fondos de reserva que garanticen el pago de los créditos que se contraten para la reestructuración.

2.  La contratación de otros $12,531 mdp por concepto de garantías de pago oportuno.

3. La contratación de $1,044 mdp para el pago de gastos y costos de la reestructuración.

 

En total serán $14,572 mdp de deuda, complementarios a los $41,769.3 mdp, lo cual,  significa que la deuda pública bancaria alcanzaría la cantidad de $56,341.10 mdp, sin contar otros créditos vigentes que no se están reestructurando. Y cita Hilario Barcelata: “En estas condiciones, no sería posible obtener un ahorro de $2,700 mdp que el Gobierno del Estado ha manifestado, sería el resultado y la razón de ser, de la reestructuración”…

 

Y la pregunta obligada: “Dónde están los recursos federales que llegarían al consentido de Andrés Manuel López Obrador y que tanto presume Cuitláhuac García… Una mentira, de muchas otras, que se han ventilado en ruedas de prensa mañaneras, así como  el Gobierno de Veracruz no ha podido con el enorme gasto corriente que avasalla a las finanzas del Estado… Aseguraban  en campaña, que MORENA mejoraría las finanzas de Veracruz y del país, observando ser todo lo contrario, pues  muestra que vamos en retroceso y en franca recesión…

 

Creyeron ser fácil  manejar las finanzas de Veracruz y ante el cráter financiero que dejó Fidel Herrera e incrementado  por Javier Duarte con sus excesos y desvíos de recursos, la administración de Miguel Ángel Yunes Linares no pudo con tanto desorden administrativo duartista, aunado con malas decisiones y gastos innecesarios en la gestión administrativa yunista, que ahora, es manejado por el Gobierno de Cuitláhuac García, quien no quiere barrer más atrás, sólo limitarse con la gestión de Yunes y su Gabinete…Curiosamente, olvidando  la nefasta administración del hoy preso Javier  Duarte….

 

Veracruz no se merece tener más deuda, ni pagar mayores intereses,  por más de 40 años… Injusto, empeñar compromisos asignados a  nuestros hijos, nietos y bisnietos, quienes no deben absorber esta  deuda, adquirida por  el robo y malos manejos de los antes y actuales inoperantes funcionarios estatales…

 

Notita importante: Curioso saber que hace algunas semanas,  Eric Cisneros Burgos, en su calidad de Secretario de Gobierno, acudió a las oficinas de Julio Scherer Ibarra, quien es el actual Consejero Jurídico de Andrés Manuel López Obrador, para presentarle a Lorenzo Antonio Portilla Vázquez y proponerlo para ser reelegido como titular del Órgano de Fiscalización Superior… Para el Gobierno Federal no es prioridad, imponer al nuevo Auditor General en Veracruz, pero ya se convirtió en un problema, pues Portilla Vázquez ha realizado otras visitas a funcionarios federales, para tratar de amarrar su reelección, sin la autorización del propio Cisneros Burgos… Y ahora, el todavía Secretario de Gobierno, molesto y rencoroso, como es su estilo de vida, ya le mandó a decir a Portilla, haberse “pasado de lanza y brincar trancas”, al hacer visitas a la Ciudad de México, sin su autorización, provocando  el quiebre entre ambos… Es por eso, las declaraciones del diputado local Juan Javier Gómez Cazarín, líder de la bancada de MORENA y Coordinador de la JUCOPO, quien aseguró que sus legisladores no apoyarán la reelección de Lorenzo Antonio Portilla Vázquez, en otro periodo, en el ORFIS…

 

Dudas y comentarios: claudiaguerreromtz@gmail.com

Visite: www.periodicoveraz.com y www.claudiaguerrero.mx

Twitter: @cguerreromtz

More 2448 posts in Destacado
Recommended for you
Tragedia en Xalapa y el Alcalde Hipólito Rodríguez paseando en Brasil

Entre lo utópico y lo verdadero Por Claudia Guerrero Martínez 19 de septiembre del 2019....