Home » Columnas Veraces » POR SI ACASO/CARLOS JESÚS RODRÍGUEZ/ Entre política y reciclar basura

POR SI ACASO/CARLOS JESÚS RODRÍGUEZ/ Entre política y reciclar basura

*Ex duartistas ahora “panistas”

*Sociedad no quiere el “borrón”

 

LA POLITICA, tan desahuciada por los jóvenes debido a la polución que le envuelve, bien podría cambiar de nombre y llamarse, en lo sucesivo, “reciclaje” (que se refiere al arte de hacer o realizar algo a partir de residuos y objetos que comúnmente son considerados desechos o basura). Y es que algunos partidos –por la ambición desmedida de poder-, suelen reutilizar a políticos en desecho, desdeñados por otros institutos o, en el peor de los casos, sumar a sus filas a quienes, inicialmente se les consideraba “tapaderas” de la “corrupción o saqueadores de recursos, vía medios de comunicación que no valen nada, y con el solo hecho de asumirlos como seguidores se les exhibe, ahora, como virtuales prohombres de la decencia e impulsores del progreso, a tal grado que merecen representar a los gobernados en el futuro Congreso de la Unión. Aristóteles, el llamado “padre fundador de la lógica” y Nicolás Maquiavelo, “tutor de la ciencia Política moderna”, solían decir que la política es el arte de lo posible, porque en nombre de ésta suelen ocurrir acontecimientos inverosímiles, y vaya que éstos se están suscitando de cara a la renovación de la Presidencia, las Cámaras de Senadores y Diputados Federales, 9 Gubernaturas, incluida la de Veracruz y un Congreso Local que, por primera vez, dará al traste con una de las consignas que hicieron posible la Revolución Mexicana, como es el sufragio efectivo no reelección, pronunciado inicialmente por don Porfirio Díaz contra el aprendiz de dictador Benito Juárez García -que llevaba 14 años en el poder y de no ser por la angina de pecho que le cegó la vida, aunque otros dicen que debido al envenenamiento suministrado por una mujer de nombre Leonarda Emilia, conocida por el sobrenombre de ‘La Carambada’, habría permanecido hasta su muerte natural en la máxima magistratura-, y después expresado por Francisco I. Madero contra Porfirio Díaz que completó 30 años al frente de la Presidencia de México.

 

DICEN LOS expertos que reciclaje es someter materiales usados, basura o desperdicios a un proceso de transformación para que puedan ser nuevamente utilizados, y eso está ocurriendo en Veracruz; se está metamorfoseando la inmundicia o suciedad para transformarla y reusarla, ahora ya con la “pureza” de un partido que dice que todo lo que toca lo vuelve transparente y acaso celestial, aunque Veracruz esté viviendo su propio infierno, a propósito de la película mexicana escrita, producida y dirigida por Luis Estrada, donde se relata la problemática del crimen organizado en México y de las condiciones sociales que ocasionó la Guerra contra el narcotráfico durante el Gobierno de Felipe Calderón que a la fecha continúa.

 

PERO VOLVIENDO al tema inicial que es el reciclaje, aún se recuerda cuando el, entonces, Gobernador electo del Estado, Miguel Ángel Yunes Linares promovió y obtuvo un amparo para detener la donación de un terreno que el ex Gobernador Javier Duarte regaló al primo de Karime Macías en Martínez de la Torre de más de 20 mil metros cuadrados, y más tarde, ya como gobernador, pidió al Congreso cancelar dicho obsequio. Peor aún, diría en torno al personaje: “pese a que cobró cantidades exageradas por las influencias de su prima, se quedó con terrenos y participó en varios negocios al amparo del poder, el ex diputado todavía exige que el gobierno entrante le pague millonarias sumas por adeudos de publicidad a sus periódicos basura”, y remató que además de pedir que le quiten el terreno que le regaló Duarte, no le pagaría un sólo peso, pues “ya mamaron suficiente” en el gobierno saliente.

 

POR ESO sorprende que Miguel Ángel Yunes Márquez, hijo del Gobernador en funciones, destapara al primo Karime, Eduardo Sánchez Macías como candidato a la Diputación Federal por la coalición ‘Por México al Frente´ integrada por Acción Nacional, PRD y Movimiento Ciudadano, ya que suena descabellado el “perdón y olvido”, y más aún cuando el ex alcalde de Boca del Río pronuncia que “sin duda se va a ganar la Federal aquí con mi amigo Eduardo (Sánchez Macías), seguramente”, y acto seguido alza las manos del familiar de la ex mujer de Duarte –aunque ahora la niega-.

 

SIN DUDA, las corruptelas y despotismo de los últimos gobiernos hicieron que la política en Veracruz se desvinculara de la ética, del proceso enfocado hacia una economía sana y fundada en el Estado Derecho, convirtiéndose en un instrumento enrarecido al que la mayoría de la población le tiene miedo, la ven con discrecionalidad o desdén y, en el peor de los casos, sin un análisis previo de perfiles se inclinen por lo que consideran podría ser la salvación al desempleo, inseguridad y pobreza, aunque no exista ninguna experiencia que garantice que alguien, en particular, pudiera lograrlo, y de esa manera se actúa con una visión contractualista, donde la organización social está precedida por la entrega de los derechos individuales a un soberano fuerte a cambio de protección, que es la idea medieval de Thomas Hobbes, aunque en el estado absoluto propuesto, éste estaría por encima de la comunidad y se perdería la imparcialidad, se confundirían los poderes (en Veracruz ya no se sabe si existe o no el Legislativo y Judicial e, incluso, una Fiscalía General imparcial) y no habría dónde apelar una sentencia, por lo que ese modelo es incompatible con la sociedad civil.

 

PEOR AÚN es perdonar a conveniencia a quienes causaron un gran daño al Estado, pues ya lo dice un sabio refrán popular: “el que traiciona una vez, traiciona siempre”, y por ello causa sorpresa que, también, en Pánuco, se esté aplicando el “borrón y cuenta nueva” con la familia García Guzmán-García Escalante (las llamadas “tapaderas del duartismo”). La sociedad no observa bien que solo a unos cuantos se les haya aplicado la ley, mientras que a otros, por razones que se ignoran, se les perdonó, y ahí están los casos de Edgar Spinoso, Erick Lagos, Vicente Benítez, ahora aliado del PAN y quien, incluso, busca la reelección como legislador local; Juan Manuel del Castillo e, infinidad de (i)responsables administrativos que dejaron al Estado sumido en la pobreza, entre otros, el ex contralor Ricardo García que se hizo de la vista gorda aprobando cualquier cosa que le ordenaba Duarte. La sociedad no olvida, y si otorgó un voto de confianza al PAN-PRD, fue por la certeza de que se haría justicia, y que no se exoneraría a ex cómplices del desastre y, muchos menos se les reciclaría en aras de conservar el poder al precio que fuere. Así de simple. OPINA [email protected]

Add a Comment

More 30 posts in Columnas Veraces
Recommended for you
Prosa aprisa/Arturo Reyes Isidoro/ Dejan solo al Gobernador

En el entorno del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares trascendió en noviembre del año pasado...